¿Te mudas a un hogar más pequeño?

Las mudanzas no siempre son plato de buen gusto, y más cuando te mudas a un lugar más pequeño que el anterior.

Gestiones, mudanza, venta de la casa anterior, etc… pero para que no te agobies te vamos a dar unos consejos y ventajas de cambiar tu domicilio por uno más pequeño… Tienes que pensar que, vivir en una vivienda grande es muy confortable para algunas personas que tenga una economía alta, pero, hay algunas familias que el costo y la energía que requiere es una carga. Por ello el 60 por ciento de los españoles que viven en viviendas de más de 186 metros cuadrados afirman que prefieren cambiarse a espacios más pequeños la próxima vez. Al fin y al cabo, reducir el tamaño de tu vivienda supone menos desorden y menos gastos, ya que tu factura de la luz no será tan elevada como la de una vivienda grande.

¿Cómo gestionar de la mejor manera el cambio de domicilio a una vivienda más pequeña?

Lo primero que debes hacer es una limpia de cosas que no necesites. La gran mayoría de la veces acumulamos muchas cosas con la excusa de “es un recuerdo” pero en realidad son elementos totalmente prescindibles en nuestra vida. Así que con el motivo de cambiarte de hogar a uno más pequeño puedes aprovechar para hacer una gran limpieza de tu casa.

Ropa antigua, bolsas, toallas o incluso sábanas… en casi todas las casas hay elementos que podíamos calificar como “esenciales” pero tener varios pares es innecesario y más cuando ya no disponemos del mismo espacio. Así que haz un inventario de lo que realmente te vaya a ser útil, y lo que no, lo donas o lo lo tiras dependiendo de su estado.

A pesar de que los libros sea tesoros, a la hora de cambiarnos a un lugar más pequeño tenemos que tener en cuenta que ocupan mucho espacio. Por lo que si te apasiona leer, lo que puedes hacer es comprarte i books. Aunque no sea lo mismo, podrás disfrutar de ellos de la misma manera, los tendrás todos en una tableta.

Aprovecha al máximo cualquier mínimo espacio para guardar todo lo posible. Usa técnicas para doblar la ropa o bolsas de compresión para que el espacio te cunda más. Alquila un trastero para guardar los grandes bártulos que no te quepan en tu hogar.

En áreas como la cocina, piensa muy bien lo que realmente usas, y tira los productos caducados, ya que es muy común dejarlo al fondo del armario robandote espacio y que te des cuenta pasado unos meses.

Finalmente, para no desperdiciar ni un centímetro, te recomendamos que una vez cada semana o dos veces al mes hagas una limpieza exhaustiva de tu hogar, tirando lo que acumulas de la semana y que no necesitas, porque la pregunta realmente es, ¿Eso es imprescindible para tu día a día?